Como se ha puesto de relieve en otros artículos, el sector retail está experimentando grandes cambios con la llegada de la transformación digital. El hecho es que la adquisición de artículos por internet forma parte del día a día de millones de personas de todo el mundo.

De hecho, los informes de diversas fuentes concluyen en afirmar que existe un crecimiento en las ventas físicas y en las digitales. Este hecho viene a confirmar la importancia para el consumidor del punto físico a pesar de la eclosión del e-commerce. La tienda física tiene presencia e importancia aunque con un enfoque diferente basado en la transformación en espacios interactivos que complementen la experiencia de uso del comercio electrónico.

Es un hecho que cada vez más, los consumidores realizan un porcentaje de sus compras vía online y esto de be ser tenido en cuenta por el retail; de hecho, el futuro del punto de venta pasa por la integración omnicanal y la armonía entre canales. Lo más importante es que esta transformación digital aún no ha terminado; al contrario, cada año vemos nuevas tendencias que amplían los límites de lo posible y revolucionan una vez más nuestra forma de comprar. ¿Qué nos deparará el futuro? El sector estará marcado por cinco grandes transformaciones del sector retail en 2020 que deben estar muy presentes en la generación de estrategias.

Como ya hemos puesto de relieve en otras ocasiones, el uso de la realidad aumentada tomará una gran importancia; 2020 será el año en el que ya no será necesario ver, tocar o probar un producto en persona para tener la confianza necesaria para comprar. Y todo ello gracias a esta tecnología.

Toyota en 2019 ya nos permitía probar ciertos modelos de coches de manera virtual. Amazon entre otras, ya están experimentando con la realidad aumentada como forma de controlar el número de devoluciones tras compras online. El objetivo es que los compradores puedan hacerse una idea más realista del producto antes de comprarlo, y de esta manera sus expectativas no se vean defraudadas. Y es que este es uno de los grandes problemas del sector retail: se calcula que el 25% de los productos comprados online acaban por devolverse.

Pero el futuro va aún más allá de la realidad aumentada; en 2020 podremos vislumbrar una combinación entre elementos reales, virtuales y digitales. Un ejemplo son los probadores virtuales en donde los usuarios podrán vivir en primera persona los anuncios de sus marcas favoritas, probarse las prendas de ropa que prefieran, acceder a complementos… Por ejemplo, un usuario podrá
probarse diferentes prendas de ropa y recorrer con ellos la ubicación donde va a lucirlos. Incluso podremos ver experiencias virtuales de pago que puedan ser monetizadas por los e-commerce.

Grandes tendencias del marketing retail para 2020Otra de las grandes tendencias del retail es la gestión ultrarrápida de los envíos al cliente. Es un hecho que los consumidores de hoy en día valoran la inmediatez en la gestión de los pedidos, y están dispuestos a pagar un sobrecoste por acortar el plazo de entrega. Prueba de ello es el éxito de Amazon Prime, y la tendencia es que los plazos de envío se aceleren
mucho más. En este sentido, Amazon Prime Air, promete entregar los productos en 30 minutos o menos.

Ante este escenario, los pequeños comercios también podrán competir con los gigantes gracias a las empresas externas de logística que permiten que empresas de todos los tamaños puedan ofrecer envíos ultrarrápidos.

Otro elemento que sigue teniendo importancia es la accesibilidad, es decir, que los consumidores puedan recibir sus productos rápidamente y poder consultar toda la información sobre ellos en un mismo lugar: precios, fechas de entrega, recomendaciones de productos relacionados…

Para hacer que esto sea posible juega un papel fundamental la inteligencia artificial en el sector retail digital. Los consumidores dejan continuamente información sobre qué les gusta y cuánto estarían dispuestos a pagar por ello, y los retailers debería de ser capaces de recopilar esta información y procesarla usando tecnologías de aprendizaje automático para facilitar y personalizar la experiencia de compra.

El reto para los directores de marketing y Brand managers es la necesidad de invertir ya en plataformas de analítica avanzadas que puedan aprovechar el poder del aprendizaje automático y
la inteligencia artificial. Esto les va a ayudar a conocer mucho mejor a sus clientes y ofrecerles las ofertas adecuadas, en el canal apropiado y justo en el momento perfecto.

Sin duda, una de las principales direcciones a las que se encamina la transformación digital es la de ofrecer una experiencia sin interrupciones, gracias a tecnologías como la búsqueda de imágenes y el social shopping. Esta inmediatez nos da la oportunidad de, por ejemplo, fotografiar unos zapatos que hemos visto en la calle y poder adquirirlos directamente desde el Smartphone. En este sentido, Instagram y Pinterest han sido pioneras en potenciar el social shopping, pero cada vez aparecen más oportunidades de integrar el social shopping para retailers tanto online como o”ine, facilitando la compra al consumidor y potenciando la venta cruzada facilitando al cliente su elección.

Aunque en 2020 el sector retail seguirá estando dominado por monstruos como Amazon, las nuevas tecnologías y estrategias facilitarán a los más pequeños una oportunidad para hacerse con nuevos sectores de mercado y permitirán a los consumidores experimentar nuevas maneras de comprar online.